Diseño: El picnic en tiempos del bonitismo

 

portada

 

En Umidori tenemos la sensación de que el tema picnic se está perdiendo. Nosotras que somos de los 80, nos hemos comido buenos bocadillos de chorizo a la parrilla bajo la sombra de algún pinar, con toda la familia junta. Que bonitos eran esos momentos, todos reunidos con los tupper y los kases a cuestas, en los que tras todo un día asilvestrada llegabas a casa llena de roña campestre y las rodillas peladas de la caída de rigor al ir de valiente exploradora.

Los tiempos cambian, pero tradiciones como esas deberían mantenerse toda la vida. Hoy os proponemos irnos de picnic, eso sí, muy moni y siendo la envidia del chiringuito.

 

De toda la vida si te vas al campo a comer, lo básico es una cesta.

 

caja

 

Para aquellos más modernos, tenéis la versión no-mimbre, mucho menos pesada, pero también menos resistente, eso sí, todo perfectamente ordenado y limpio (justo como tiene que quedar el espacio al que vayamos a comer).

 

box

 

Todo momento picnic va a compañado del momento tupper, pero ante la perdida de glamour que es el tupper de plástico aka tarrina de helado reutilizada, preferimos venirnos arriba con cosas como las cajas japonesas del rollo bento, y si nos vamos de picnic con sushi ya es cosa fina.

 

 

termo

 

Y la misma importancia que el papeo lo tiene el bebercio, si la cosa es caliente, más nos vale hacernos con un termo majo que nos conserve el café a punto.

 

masonjar

 

Y si la bebida es fresquita, no pueden faltar unas Mason Jar (o cualquier bote de cristal) que aporten bonitismo al asunto. Eso sí, a la bebida hay que echarle cachitos de fruta y vegetales varios, ¡si no no hay foto para el Instagram!

 

bici1

 

Para los más activos y amantes del pedaleo una cesta muy pro que se convierte en mesita improvisada o estas otras que se adaptan perfectamente a la fisionomía de nuestra bici a la vez que le da un rollazo tremendo.

 

bici2

 

 

Un básico indispensable es el mantel, ya sea de cuadros de toda-la-vida-de-Dios o algo más contemporáneo que deje bien claro a qué hemos venido.

 

mantita

 

 

Y si andáis escasos de tiempo o sois seres puramente urbanitas, no os preocupeis, hay solución para todo, campo portátil con vistas a las montañas o azoteas donde picniquear sin salir de tu edificio.

 

ciudad

 

 

Que conste que lo bonito nos gusta, sí, ¡y a quien no!, pero también nos gusta la mortadela con aceitunas, el chandal de la EGB para ir cómodas y enguarrarnos como jabatas disfrutando del campo, que para eso nos vamos de picnic, para disfrutar.

Anuncios

4 comentarios en “Diseño: El picnic en tiempos del bonitismo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s